Envigado ya sueña con el intercambio La Mayorista- Ayurá

Para nadie es un secreto los problemas de movilidad que afectan a Envigado y el sur del Valle de Aburrá, cada vez el ingreso y salida de este municipio es más complejo debido al crecimiento del parque automotor. Ante esto, de ingresar Envigado al Área Metropolitana, se priorizarían cuatro obras: el intercambio La Mayorista-Ayurá, la continuidad de la vía Distribuidora, la ampliación del puente Simón Bolívar (El Pandequeso) y el subnivel en el Puente Fundadores.

Según Juliana Doncel, habitante de Envigado, llegar o salir a su casa es todo un suplicio en horas pico. “Por la Autopista o por Las Vegas, por donde quiera que uno vaya siempre hay congestión. En los barrios la movilidad es normal, pero ingresar a Envigado es muy difícil”, relató.

Tanto es así que la Secretaría de Movilidad de Itagüí cerró la oreja que permite el ingreso al intercambio de La Aguacatala y quienes se dirigen a El Poblado o Envigado, deben tomar un desvío por el barrio San Fernando, detrás de la Fábrica de Licores de Antioquia. Esta medida se suma al cierre hace al menos tres años de la oreja que conecta la Autopista Sur con el puente Simón Bolívar.

Por ello el director del Área Metropolitana, Eugenio Prieto, resaltó que los problemas de movilidad de un municipio afectan todo el territorio y destacó que ya se firmó un convenio con el Municipio de Envigado para los diseños de algunas obras de movilidad. “Vamos a tocar puertas del Gobierno Nacional y otras entidades para lograr la cofinanciación de estas obras, pero si Envigado ingresa al Área Metropolitana, sin duda alguna eso facilitaría su ejecución”, explicó Prieto.

¿Pero por qué estas obras dependen del ingreso de Envigado a la Entidad metropolitana? Según el alcalde Raúl Cardona, el Municipio no cuenta con suficientes recursos económicos para ejecutarlas, por lo que resaltó la importancia de trabajar de la mano de los demás municipios y el Área Metropolitana.

“La Secretaría de Obras Públicas tiene un presupuesto de 15.000 millones  de pesos al año, pero estas obras tendrían un costo superior a los 400.000 millones de pesos. Ya vimos que se tuvo que derramar valorización para algunas obras de menos envergadura y no lo queremos volver hacer. Por eso es tan necesario que Envigado haga parte del Área Metropolitana, porque sencillamente no podemos solos”, enfatizó Cardona.

Para el mandatario local, el intercambio entre La Ayurá y Mayorista, permitiría dividir el tráfico vehicular que ingresa y sale por La Aguacatala y el puente Simón Bolívar, mientras que la ampliación de este último sumado el subnivel en el Puente Fundadores, mejorará la movilidad entre Itagüí y Envigado. Y ambas obras, favorecerá el flujo en la autopista hacia el sur.

A este propósito se sumó el alcalde de Itagüí, León Mario Bedoya: “los problemas de movilidad nos afectan a todos y por eso las obras tienen que ser apuestas de todos. Incluso la Central Mayorista está interesada en el intercambio porque los favorece para disminuir los recorridos de los vehículos que ingresan con carga”.

Pero las obras de infraestructura no solo serán para la movilidad, puesto que se espera avanzar en la construcción de varios espacios como la Casa Débora Arango y el Parque Fernando González y consolidar una ruta cultural. “Ningún jugador gana un partido o un campeonato solo. Así mismo pasa con los municipios, ninguno puede lograr un desarrollo integral solo y Envigado no puede seguir siendo el único territorio que haga las cosas solo porque es imposible”, manifestó el alcalde Cardona.

Mientras avanzan los diseños y propuestas de las obras, se espera por la decisión que tomen los envigadeños el próximo 10 de julio en la consulta popular donde determinarán el ingreso o no al Área Metropolitana.

CIUDAD SUR

@prensaciudadsur